Descalabro

Foto: Iván Garcés

Y entonces el cielo se cubrió de gris y comenzó a llover. Atardeceres hechos agua, nostalgia hecha charco. La vida reflejada en una tinaja sucia, que se destroza en la intemperie. El frío carcomiendo recuerdos, mientras los dientes y la mandíbula trituran las palabras no dichas.

Tiritando, mojado, ya estilando de pesadumbre, de hartazgo, camina con la ciudad en hombros quien se creyó inmune a la desidia, al pasar automático de los días. Pedazos de hielo golpean el rostro de la masa gris que circula por su propio laberinto. Ratones de laboratorio condicionados para encontrar su alimento o morir.

Mientras los borrachos de la Guayaquil, chimuelos, zarrapastrosos, lacrados, llenos de algarabía, van en busca de calor a la Plaza del Teatro. Cuerpos inconscientes embadurnados de placer, cebo y sudor. Seres embriagados de lujuria, en un hotel de cinco dólares el punto. Gemidos que afloran por la ventana, increpando a los transeúntes, disfuncionalmente aburridos, frígidos, atorrantemente llenos de excusas, para no saciar su apetito sexual. Su libido socapada en moralismos.

-¡Chupa carajo!- Festejan los borrachos que sobreviven a la contienda de placer desmedido. Se empujan, se insultan, se abrazan, se apoyan contra la pared. Empapados de licor les miras tambalearse. Les temes, les huyes.

Retumban los truenos y todos corren a guarecerse. Los borrachos y tú zigzaguean, cada uno con sus propias razones.

El agua baja desde la Rocafuerte. La Guayaquil es un espejo mugriento. Los secretos están a salvo, mientras no asomes la cabeza. A lo lejos se escuchan los gritos del feligrés que anuncia el final de los tiempos. Las prostitutas de ríen. Las carcajadas retumban en los zaguanes de tu propia oscuridad. Sonríes…

“Los pensamientos son libres” te repites. Hay un tipo de complicidad con la decadencia. Sientes el fulminante deseo de dejarte caer. La vista se nubla. El sonido de tu cráneo golpeando las piedras de la Plaza de Santo Domingo.

La mirada del gamín que sostiene el pedazo de metal que acaba de estrellarse contra tu cabeza. Las manos que te esculcan en busca de la billetera. Las gotas de agua disolviendo la sangre de tu cara. La lluvia limpiando tus heridas.

“Algo bueno debe salir de todo esto.”

Back to black. 

"If rain is what you want, all you have to do is close your eyes..."
If Rain Is What You Want / Slipknot

Comentarios

Entradas populares de este blog

Death